Sector agropecuario en Argentina: Qué problemas tiene y cómo mejorar la agricultura y ganadería del país

2 respuestas
Sector agropecuario en Argentina: Qué problemas tiene y cómo mejorar la agricultura y ganadería del país
Sector agropecuario en Argentina: Qué problemas tiene y cómo mejorar la agricultura y ganadería del país
#1

Sector agropecuario en Argentina: Qué problemas tiene y cómo mejorar la agricultura y ganadería del país

El aporte del mundo agropecuario a la economía y sociedad argentina ha sido desde siempre más que relevante, con una contribución destacable en la economía argentina, aportando el 13% del PIB del país, el 55.8% de las exportaciones de bienes, el 35.6% de empleo directo e indirecto de Argentina y el 18.8% de los impuestos registrados por AFIP (Fuente: INDEC) En este post analizaremos el impacto de la agricultura en Argentina y qué repercusiones tiene para el país un freno en la actividad agraria. En los últimos diez años, la política económica ha tenido un papel más que intervencionista en lo relativo a lo agrario, con un desfavorable sesgo de competitividad para las empresas del sector. De hecho, desde entonces se registró una pérdida de renta agropecuaria en manos del sector privado argentino y un menor ingreso para los agricultores y ganaderos.

¿Cuáles son los motivos de la pérdida de renta en lo agropecuario en Argentina?

Uno de los factores que sin duda ayudaron a que se registren menos ganancias en el sector agropecuario en Argentina son la reintroducción de los derechos de importación en el año 2002, así como las crisis registradas en el sector como la Crisis del 125 o el paro en el campo. Tampoco ayudaron la introducción de nuevas restricciones y prohibiciones a las exportaciones por el gobierno de CFK y la introducción de mecanismos reguladores de precios, como los ROE (Registros de Operaciones de Importación), que traen un claro efecto negativo sobre el precio de los granos. La retención a las exportaciones agrarias, que está cifrada en un 40%, también esconde un hecho relevante: la producción está disminuyendo al mínimo posible como medida de protesta contra las altas tasas impositivas y como forma de evitar tener que sufrir costes impositivos más altos, lo que da lugar a una producción por debajo de las capacidades productivas de Argentina. La restricción de la importación de carnes y lácteos, unidos al mayor fomento de otros mercados que en principio son más rentables, como el de la soja, lograron que Argentina pierda su puesto como uno de los primeros importadores hasta llegar a importar menos carne que Paraguay, registrando un descenso de las ventas en un 76% (La Nación, 20/05/2013). El motivo de esto es, como no, las políticas registradas por el Gobierno de CFK con unas altas retenciones de hasta el 15%, los controles de precios y la obligación de los frigoríficos de vender una parte del mercado interno a precios de quebranto.

¿Cómo la Argentina puede recuperar la posición perdida en el sector agropecuario?

Sin duda alguna, la mejor manera de recuperar la posición perdida es volver a fomentar la actividad agraria deshaciendo las externalidades impuestas por el Gobierno y volviendo a establecer una actividad agraria competitiva. Esto, que en palabras suena fácil y bonito, es bastante difícil de establecer. De hecho, tal como indica O’Connor en “El sector agropecuario, el mundo y la política económica argentina” , debería hacerse un proyecto de agroindustrialización de alta escala, donde el motor del desarrollo económico del país sea el sector agropecuario y una industria naciente en torno a ella, a fin de crear riqueza a modo de sector de arrastre. En este sentido, no se ven claros indicios de un cambio inminente: el Plan Estratégico Agropecuario y Agroindustrial para el año 2020 (PEA 2020) afirma que Argentina es un líder mundial en la alimentación y la agricultura y que la riqueza vendrá de la industrialización de las zonas rurales. Para ello, lo que se busca es incrementar la cuota de producción de varios alimentos, entre ellos el trigo, girasol, la soja y el maíz, además de incrementar la superficie cultivable de las 33 millones de hectáreas sembradas a las 42 millones previstas. En un escenario de precios estables para el 2020, la actual política económica sugiere que será complicado que se mantenga se ritmo de crecimiento en el mercado. En este sentido, el ciclo económico 2013-2020 podría seguir a un ciclo de producción agropecuaria menos favorable que el acontecido en las dos décadas precedentes. La falta de liquidez en el sector debido a la mala cosecha registrada en la siembra del año pasado, además de la inestabilidad de las políticas públicas en torno al sector agropecuario, plantea un interrogante para la consecución de este objetivo. Estará en manos del siguiente Gobierno el cambiar las políticas del sector a fin de poder buscar un mayor crecimiento, el desarrollo regional y la disminución de la pobreza rural, a fin de contribuir de forma notable a la generación de riqueza para el país y el desarrollo de una industria agropecuaria con grandes proyecciones, pero actualmente difícil de conseguir.

#2

Re: Sector agropecuario en Argentina: Qué problemas tiene y cómo mejorar la agricultura y ganadería del país

Gracias por el aporte! Un saludo

#3

Re: Sector agropecuario en Argentina: Qué problemas tiene y cómo mejorar la agricultura y ganadería del país

Gracias por el aporte, me pareció muy interesante!