Una vez más, Gran Bretaña y la Unión Europea no han logrado llegar a un acuerdo en sus negociaciones en torno al brexit. Recordemos que el plazo máximo que se habían dado era este pasado domingo, 13 de diciembre. Después de llegar la fecha límite y confirmarse que siguen sin avances, han pactado continuar igualmente con dichas negociaciones intentando así por todos los medios evitar una salida no pactada. Cualquier novedad que salga en los próximos días podría generar una fuerte volatilidad en los activos relacionados con GBP.


Lo cierto es que el par EURGBP ha seguido apreciándose a favor del euro en la medida que avanzan los días y seguimos sin avances en el panorama fundamental. Tal y como podemos apreciar en la imagen de mayor plazo adjunta, siempre y cuando la tendencia alcista se siga respetando tendremos que mantener nuestro posicionamiento alcista, por lo que cada caída y posterior rebote en la misma será buena ocasiones para los largos. Precisamente en este momento nos encontramos buscando apoyo en la misma, y la confirmación de rebote nos haría pensar nuevamente en el objetivo de 0,9135, para pasar al de 0,9195 si rompe incluso el nivel anterior. En la imagen adjunta de H4 se aprecia aun más esta tendencia y la última caída formada.

Para confirmar cambios de tendencia e imposición bajista sería necesario, en el plano técnico, que esta tendencia alcista resultase rota y se formasen mínimos por debajo del nivel psicológico de 0,90, en cuyo caso las ventas pasarían a dominar el mercado y podríamos pensar en objetivos inmediatos de 0,8975.
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!