Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder

Los últimos smartphones son hasta x250 veces más potentes que hace 8 años

La tecnología avanza a una velocidad vertiginosa, y eso no es un gran secreto. Como modo de ilustración, en un reciente artículo de Caixabank exponían que un teléfono móvil actual es mucho más potente que el ordenador que nos llevó a la luna aquel mes de Julio de 1969. 

El artículo de Caixabank no parece descabellado si tenemos en cuenta que uno de los primeros procesadores para smartphones fue el Snapdragon S1tenía un poder de cómputo de poco más de 2 Gflops (número de operaciones que puede hacer un procesador por segundo) y estaba fabricado en 65 nanómetros (milmillonésima parte del metro), que salió a mercado a finales de 2008. El último procesador de Qualcomm, el Snapdragon 835, tiene 567 Gflops de potencia, dos veces más potente que una Xbox 360, y está fabricado en 10 nanómetros, una diferencia considerable con respecto al modelo de 2008. Y si en apenas 9 años se ha multiplicado por 250 la potencia de cómputo, en 48 años (desde 1969) no es nada extraño que un móvil actual sea más potente que el ordenador que nos llevó a la luna.  

Estos datos también se pueden trasladar a otros campos de la tecnología como es el caso de los discos duros. El primer disco duro de IBM, año 1956, pesaba casi una tonelada y tenía tan solo 5mb de memoria. Datos que sorprenden, dado que hoy en día es muy fácil conseguir lápices de memoria con 64/128/256gb de capacidad.

 

El primer disco duro. Fuente: La Note

 

El avance tecnológico, como también el cambio en la demanda, es imparable y muchas empresas del sector se han favorecido de ella, como es el caso de Nvidia, que se ha especializado en tarjetas gráficas para Gaming. Las acciones de Nvidia cotizaban entre los 20 y 30 dólares hace 2 años, y la última cotización está por encima de los 170 dólares. Y es que Nvidia supo muy bien lo que el mercado quería, mientras bajaba la demanda de ordenadores portátiles (en muchos casos sustituidos por teléfonos móviles y tablets) aumentada la demanda de ordenadores Gaming, de esta manera no nos extraña que los últimos productos de Nvidia estaban dirigidos a este público, enfocándose muchísimo más en potencia para ofrecer mejores rendimientos. 

 

Cotización Nvidia.  Fuente: ProRealTime

 

Otro caso es el de Intel, que si obviamos la burbuja de las punto.com de los finales de los 90, ha tenido una tendencia alcista desde que empezó a cotizar. 

 

Cotización Intel.  Fuente: ProRealTime

 

Casos como el de Nvidia o Intel, son interesantes de conocer porque pueden suponer una buena oportunidad para invertir. Si somos capaces de adelantar ciertas tendencias, las tecnológicas suelen ser buenas oportunidades, ya que, la tecnología siempre está dando pasos por delante. 

Tal vez lo más bonito de la tecnología sea la incertidumbre sobre lo que se pueda hacer con ella en el futuro, porque una cosa es cierta, seguirán avanzando como lo han hecho hasta ahora. 

¡Sé el primero en comentar!
Comentar