Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder
2 recomendaciones

El post de esta semana no va de trading, ni de opciones, ni de nada que se le parezca, pero me vais a permitir el lujo de que escriba de algo sobre lo que leí hace un tiempo y sobre lo que creo que todo el mundo puede sacar partido y que trato de aplicar cada día. Las emociones positivas.

 

Existen dos tipos de emociones fundamentalmente, las positivas y las negativas. Las negativas son por ejemplo, las tristeza o el pesimismo, y todas aquellas que nos podamos imaginar que nos hacen sentir mal. Hasta aquí todo parece evidente.

Lo que me parece muy interesante, y que hay que saber distinguir son las emociones positivas. Que las podemos clasificar entre positivas a largo plazo o positivas basura de corto plazo. Las emociones positivas a largo plazo son aquellas que nos producen bienestar y felicidad a lo largo del tiempo, mientras que las basura, son aquellas que producen un estímulo positivo a corto plazo, pero a la larga nos hacen sentir mal.

Por ejemplo en mi caso, el comer comida basura me encanta, en el momento lo disfruto, pero cuando termino digo, esto no es sano, debo controlarlo. Esto sería la típica emoción positiva basura. Ejemplos de estas hay muchas como el que fuma o bebe sabiendo que eso perjudica su salud, o el que se droga.

Lamentablemente la diferencia entre estos tipos de emociones es que las negativas y las positivas a corto plazo o basura, crean adicción en las personas, mientras que las positivas a largo plazo no.

Y aquí está el meollo del asunto, y la razón por la que muchas personas no llegarán nunca a ser felices, o lograr sus sueños, y se perderán en emociones basura o negativas, y no pondrán el empeño para conseguir aquellas que realmente son duraderas y beneficiosas.

Hay personas que viven ancladas a las emociones negativas, quien no conoce gente que se queja por todo, que le encuentra fallos antes que virtudes a las cosas, y que no disfruta el momento aunque este sea perfecto. Luego esta quien vive enganchado a los estímulos positivos de corto plazo, aunque luego no sirven de nada, como ya hemos visto.

Y luego la inmensa minoría, que consigue emociones positivas duraderas y que realmente te hacen feliz. Por ejemplo, el que hace dieta por estar sano y lucir cuerpo, el que estudia en lugar de salir para labrarse una formación, o el que entrena día y noche para ser el mejor, en definitiva gente dispuesta a sacrificarse

Si esto lo aplicamos al trading, veremos que encontramos este tipo de emociones. Las negativas, que se producen al perder, pero que hay gente que siente subidón de adrenalina y se vuelve adicta, le produce mayor satisfacción una pérdida que una ganancia de igual cuantía. Luego las emociones positivas basura, que producen las ganancias a sabiendas que se asumen riesgos enormes y que no son correctos. Y por última las positivas a largo plazo, que se producen cuando uno gestiona de forma correcta sus posiciones, sabiendo que aunque haya que asumir una pérdida, hay que asumirla, sacrificando el corto plazo a cambio del bienestar a largo plazo.

Espero no haberme puesto muy filosófico, pero creo que merece la pena reflexionar sobre esto un poco, no ya para el trading, que al fin y al cabo es una forma de hacer dinero, sino para como enfocamos nuestra forma de vida en general, y si realmente aquello que hacemos nos produce bienestar a corto o largo plazo. ¿Realmente nos hace felices lo que hacemos?

Por último os dejo un enlace a un video donde estoy seguro que aquellos que salen en el video llevan la mochila cargada de emociones positivas a largo plazo.

En el minuto 3:33, veréis que esa persona podría ser una persona cargada de negatividad y con razón y en cambio debe ser más feliz que muchos de nosotros.

http://www.youtube.com/watch?v=Hnl4PNtql5A

Salu2!

 

F.C.Moltó

Trading EV+

Ebook "Introducción a la Venta de Opciones"

*******************************

www.sharkopciones.com

Formación en Inversión y Trading con OpcionesRegistro gratuito aquí

  1. en respuesta a Sharkopciones
    #3
    Juanplf

    Suscribo palabra por palabra lo que has escrito. Puedo decir que en épocas en que estuve rodeado de personas positivas, casi todo me fue bien y solo iba mal lo mínimo y aún así nos lo tomábamos con gran humor y se minimizaba.

    En épocas más actuales, rodeado de negativismo puedo decir que casi se me transfirió y cuando me di cuenta salí por patas de ese entorno. Cuando es un entorno de familia cuesta más porque parece que les estás dejando tirados o te estás comportando de forma egoísta, y ese es un gran peligro porque lo que sigue al negativismo son afecciones y enfermedades ya que lo mental repercute en lo físico y no sabemos por donde va a salir.

    2 recomendaciones
  2. #2
    Sharkopciones

    El entorno es clave para tener una buena salud mental, y tener ese positivismo y optimismo necesarios para vivir bien.

    Muchas veces, el entorno negativo lo tenemos muy cerca, en familiares o amigos. Normalmente, la gente negativa no va a cambiar, y lo peor que nos puede pasar es que nos transfieran esa mala onda. Es duro cortar relaciones, pero debemos hacerlo si queremos tener una vida plena.

    El desarrollo desde pequeños influye mucho. Algunas personas son optimistas por naturaleza. Otros como yo, tendemos al pesimismo y tenemos que trabajarlo más. Por suerte, aprendí hace tiempo a rodearme sólo de buena gente. El que me incomoda o toca los cuyons... chau.

    Enhorabuena por el post.

    2 recomendaciones
  3. #1
    Swing trader

    A parte de lo dicho,rodearse de gente positiva y que transmita buenas vibraciones es clave, además este tipo de gente suele tener suerte.

    2 recomendaciones
2 recomendaciones
Escribe aquí tu comentario...