Rankia Argentina Rankia Alemania Rankia Chile Rankia Colombia Rankia España Rankia Italia Rankia México Rankia Perú Rankia Polonia Rankia Portugal Rankia USA
Acceder

Balances contables: cómo sacarles provecho y usarlos a nuestro favor.

Cuando estamos empezando a invertir, muchas veces podemos cometer el error de olvidarnos que estamos invirtiendo en empresas y pensamos que solo por el hecho de que coticen en bolsa, estas son una opción de compra interesante o bien son rentables.
La mejor herramienta que tenemos para que no nos pase esto es la lectura de balances contables, de la mano del análisis fundamental. 

Sabemos que el análisis fundamental busca determinar cuál es el valor real de una empresa. Haciendo este tipo de análisis nos encontramos con varias herramientas, las cuales se pueden dividir en dos grandes grupos: 
  • El análisis del contexto en el que está la empresa, el cual no se puede medir en números exactos.
  • Los balances de las empresas, los cuales son números concretos y medibles.

El primer grupo es el más complicado de analizar ya que no contamos con datos certeros y dependen más de la interpretación del analista. En este grupo entra el potencial de la empresa, la previsibilidad de los productos a futuro, el contexto macroeconómico de la misma y cualquier variable que pueda llegar a afectar a la performance de la compañía.

Hoy nos vamos a centrar en el grupo que sí podemos medir con relativa facilidad: los informes contables.

Los informes contables son tres: 

  • El estado de resultados, del que obtendremos información relacionada a las ventas y a la rentabilidad.
  • El balance, del que obtendremos información de los activos, los pasivos y el patrimonio de la empresa.
  • El estado de flujo de efectivo, que refleja los datos sobre el efectivo de la empresa.

Y con esto ¿qué datos podemos obtener de la empresa?

  • La liquidez de la misma, que es la capacidad de pagar sus deudas a corto plazo.
  • La solvencia, que también implica la capacidad de pago pero con deudas a largo plazo.
  • La eficiencia, que indica la capacidad de generar ingresos de la empresa.
  • La rentabilidad, que nos muestra cuánta ganancia genera de sus ingresos la compañía.
  • La valuación de la misma, para saber si la estamos comprando a precios competitivos respecto del mercado.

Tener la información de estos datos es vital para saber si la empresa está llevando a cabo el negocio de manera efectiva, si no está sobre-endeudada y si realmente genera ganancias a partir de los ingresos de la misma. En cuanto empezamos a incorporar esta práctica a nuestra evaluación, podemos llegar a encontrar casos de empresas que si bien tienen grandes ingresos, la ganancia a partir de estos es nula o negativa. 
O bien empresas que siendo rentables, tienen una gran cantidad de deuda, dándonos la pauta de que quizás la gestión de la misma no está haciendo las cosas de la mejor manera.
En este video se explica en mayor profundidad cómo sacarle provecho a los balances contables: https://youtu.be/_rkai9sN1XI.

Estos son algunos de los ejemplos que nos podemos encontrar haciendo este tipo de análisis en empresas. Aprovechamos este posteo como una invitación a perderle el miedo a los balances contables y a analizarlos para saber si efectivamente, la empresa que estamos viendo, está haciendo las cosas bien. Hay muchísima información en internet al respecto que les va a ayudar a empezar a invertir a conciencia y dejar de invertir en empresas solo por corazonadas o intuición.

¿Hacés este tipo de investigación en tus análisis de empresas?


1
¿Te ha gustado mi artículo?
Si quieres saber más y estar al día de mis reflexiones, suscríbete a mi blog y sé el primero en recibir las nuevas publicaciones en tu correo electrónico
  • Análisis fundamental
  • Bolsa
  • inversión
  1. Top 100
    #1
    11/11/22 17:15
    Muy completo el informe, no sabia lo del "Estado del Flujo efectivo", conocer la liquidez real de un negocio es muy importante antes de invertir en alguna empresa.
    Buena info