blog Crowdfunding y Crowdlending: Financiación participativa
Crowdfunding como alternativa a la financiación bancaria

Cómo financiar una startup: Crowdfunding, rondas de financiación...

En España encontramos cada vez más emprendedores que quieren lanzar su propio proyecto o negocio pero, ¿qué formas hay de financiar estas startups?¿Conoces el crowdlending y cómo invertir en él?¿Y la ronda Serie-A? Te lo contamos todo en el siguiente artículo.

Cómo financiar una startup: Crowdfunding, rondas de financiación...

 

 

Debido a las dificultades que han ido encontrando los emprendedores por parte de la banca para financiar sus proyectos, han ido surgiendo nuevas formas de conseguir capital para poder financiar una startup, entre ellas el crowdfunding y las rondas de financiación. ¿Quieres descubrir en qué consiste cada una y cómo invertir en ellas? Te lo contamos.

Qué es el crowdfunding

El crowdfunding nació debido a la falta de financiación por parte de la banca que encontraban muchas pymes y autónomos para desarrollar sus proyectos. Pero, ¿qué es realmente el crowdfunding?

Pues bien, el crowdfunding es un tipo de financiación por parte de gente "de a pie" hacia nuevos proyectos que se están desarrollando o se quieren llevar a cabo. Es decir, son los esfuerzos de pequeños inversores, de todos los bolsillos, que prestan su dinero para ayudar a un emprendedor a llevar a cabo su proyecto o incluso a contribuir a la expansión y crecimiento de una empresa ya consolidada. Generalmente, el crowdfunding suele hacerse a través de plataformas online que están dedicadas exclusivamente a eso.

Tipos de crowdfunding

Existen distintos tipos de crowdfunding o financiación colectiva por los que las startups pueden obtener la financiación que necesitan:

  • Crowdfunding de donación: En el crowdfunding de donación, los inversores donan su dinero desinteresadamente, sin esperar nada a cambio y, generalmente, a través de este tipo de crowdfunding se suelen financiar proyectos de carácter ético o moral. Algunos ejemplos de plataformas de donación: Teaming o Mi grano de arena, ambas españolas.

  • Crowdfunding de préstamo: El crowdfunding de préstamo consiste en eso, un préstamo que más adelante se tendrá que devolver con algún tipo de interés sobre el capital recibido. Existen plataformas que permiten al inversor fijar el tipo de interés al que presta el dinero y que así la startup decida si le interesan dichas condiciones o no.

  • Crowdfunding de recompensa: En el crowdfunding de recompensa, los inversores recibirán algún tipo de recompensa, que suele ser en forma de producto o servicio, a cambio del capital aportado.

  • Crowdfunding de inversión (equity crowdfunding): Este tipo de crowdfunding también se conoce como "equity crowdfunding" y consiste en que el inversor obtiene una acción, participación o compromisos sobre la empresa a cambio de la aportación de capital realizada. Al obtener estas acciones, los inversores pasan a formar parte de la sociedad, ya que literalmente se han hecho con un "trozo" que será más grande o más pequeño dependiendo del capital invertido. La plataforma más conocida a nivel nacional para realizar este tipo de inversiones es Crowdcube.

Equity crowdfunding: el caso Bnext

Un ejemplo de Crowdfunding de inversión sería el de la fintech Bnext, que en 2017 lanzó en Crowdcube una campaña con un objetivo de 240.000€ con el fin de poder lanzar el producto al mercado español. Se consiguió con creces el objetivo establecido obteniendo inversiones de hasta 35.000€ que permitieron que a día de hoy sea la fintech que todos conocemos. Tal fue el éxito, que la fintech española ha vuelto a lanzar una campaña de crowdfunding. Desde ayer mismo se puede volver a invertir en Bnext sin inversión mínima.

Qué son las rondas de financiación

Las rondas de financiación son uno de los métodos preferidos por los emprendedores para poder llevar a cabo sus proyectos y gracias a ellas muchas empresas que surgieron como pequeñas ideas han podido ver la luz y establecerse. ¿Sabes en qué consiste una ronda de financiación?

Las rondas de financiación permiten a los proyectos nacientes obtener el capital necesario para crecer a través de inversores. Estos inversores, al proporcionar capital, pasan a formar parte del capital social de la empresa y, por tanto, tienen poder de decisión sobre una parte de la misma.

Al principio, cuando una startup empieza una actividad, el capital suele venir de dos fuentes: los propios ahorros de los emprendedores y los FFF (Friends, Family and Fools), gente próxima a los emprendedores que deciden dar un pequeño empujón al proyecto y confiar en que llegará a buen puerto. Una vez que los emprendedores han comenzado a moverse y su idea está dando pequeños frutos, es posible que aparezca un business angel que crea en el potencial de la idea y participe en ella apoyándola económicamente. Una vez que la startup ha superado el break-even o umbral de rentabilidad y los ingresos son superiores a los gastos, es el momento de empezar con las rondas de financiación para obtener así la inyección de capital necesaria para que la empresa siga creciendo. A estas series se les llama Venture Capital, también llamado VCs comúnmente, o capital riesgo y se va categorizando según la fase en la que se encuentre: Serie A, Serie B, Serie C...

Como comentábamos, Bnext acaba de abrir una nueva ronda de financiación para usuarios y no usuarios a través de Crowdcube después de haber conseguido cerrar la Serie A más grande de su sector con más de 22 millones de euros. Con esta nueva ronda de financiación a través de equity crowdfunding, pretenden conseguir el capital necesario como para alcanzar dos objetivos: lanzar la fintech en México y consolidarse en España. En esta ocasión, la Fintech abrirá un acceso prioritario para aquellos que quieran invertir en Bnext y formar parte del crecimiento de la misma.

 

Autor del blog
Envía tu consulta