Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder

Escenario para el S&P 500 ¿Finalizo el bear market?

Hace unas semanas observamos un aparente rally de “SOBRE VENTA”, este nivel de caída aunado a los “catalizadores” por parte del gobierno estadounidense, impulsaron un fuerte rebote en los mercados, impulsando una subida del 28% aproximadamente.

 

Escenario para el S&P 500 ¿Finalizo el bear market?

 

La excesiva liquidez inyectada por parte de la Reserva Federal está reflejándose en el comportamiento de los mercados en el corto plazo; pero desde nuestra perspectiva creemos que más temprano que tarde el mercado accionario reflejará los graves daños económicos producto del COVID19.

 

Muchos inversores suponen que el mercado bajista ha llegado a su fin, incluso han tomado posiciones en algunas compañías que han tenido recuperaciones importantes; insistimos que está subida ha sido impulsada por las acciones que ha tomado la Reserva Federal con el fin de rescatar a la economía.

 

Hay una divergencia muy marcada entre el comportamiento del mercado y la foto de los gráficos en los principales indicadores económicos, si bien hemos visto retroceder un poco más del 50% al índice de volatilidad (VIX) desde su pico a mediados de marzo, creo que no debemos desestimar a este indicador.

 

Lo que estamos viendo es un excesivo aumento en la liquidez por parte de la Reserva Federal, mediante el Quantitative Easing con la intención de evitar una crisis financiera, en este sentido los principales Bancos en Estados Unidos no están dispuestos a prestar fondos que no estén garantizados por la FED, haciendo que estos fondos estén siendo canalizados hacia los mercados accionarios en el corto plazo, lo que nos estaría indicando que la burbuja se está inflando nuevamente.

 

Desde el punto de vista técnico el ajuste que ha tenido el mercado durante las últimas semanas y que lo puso en una posición donde aparentemente los inversionistas observaron un nivel de “SOBREVENTA”, nos podría estar reflejando la siguiente condición:

 

Después de una caída aproximada del 35% en el SPX desde sus máximos históricos, el rebote del índice que actualmente lo dirige hacía los 2,940 puntos, una zona clave para el índice porque se encontraría con el 61.80% de Fibonacci, su techo de 2018 y el promedio móvil exponencial de 100 días, una contención muy importante, aunado a que también se estaría formando una cuña bajista.

 

Reiteramos que este exceso de liquidez permeará en los mercados accionarios, al menos en el corto plazo; pero definitivamente creemos que el mercado encuentra en un hilo delgado y terminará reflejando el daño económico.

 

 

Si bien la coyuntura actual es comparada con la crisis hipotecaria en 2008, existen diferencias marcadas entre ambos escenarios. En el 2008 observamos un choque financiero debido a el impago en los bonos respaldados por hipotecas, afectando considerablemente al sector inmobiliario en Estados Unidos y aunque otras industrias fueron afectadas, las empresas sufrieron ajustes, si bien hubo un aumento importante en la tasa de desempleo, los diversos sectores económicos continuaron en marcha.

 

La diferencia con la crisis COVID19 es que en el escenario actual a diferencia del 2008, las industrias frenaron por completo sus actividades, sólo algunas cuantas, las esenciales se mantienen activas, pero con fuertes caídas, este suceso ya comenzó a causar quebrantos en pequeñas empresas a pesar de los estímulos, aunado a que la tasa de desempleo ha aumentado de manera abrupta.

 

Este contexto refuerza nuestra tesis donde creemos definitivamente que el impacto económico será mayor a 2008, la prolongación del paro en la actividad económica sigue siendo incierto y hace imposible calcular hasta donde llegara el ciclo recesivo e incluso determinar si la recesión pasa a su siguiente fase donde ya observaríamos depresión en la economía.

 

¿Qué es lo que creemos que no ha estimado el mercado?

 

El cierre de la economía ha traído consigo, 15 millones de desempleados en menos de un mes, provocando un aumento de la tasa del 20%, un escenario donde la economía se estaría contrayendo entre un 20% y 25%, un riesgo latente en el mercado hipotecario, fuerte desaceleración en el consumo personal y la inversión privada, una inminente en la confianza del consumidor y empresarial, entre los factores más destacados.

 

Creemos que el impacto real de la economía lo reflejara el mercado en los siguientes meses, pudiendo ser esta una señal en falso que están interpretando los inversionistas, este tipo de rebotes los hemos observado a lo largo de la historia, técnicamente muestra cierta fortaleza dando señales de que vendrá la recuperación, sin embargo, la coyuntura económica nos indica todo lo contrario.

 

 

 

 

 

¡Sé el primero en comentar!
Comentar