Rankia Argentina
Acceder
¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Blog Cómo comenzar a invertir en bolsa
Guía básica y formación para principiantes en inversiones y mercados accionarios
Mejora tu formación y conoce a los expertos de la industria

Derivados financieros: ¿Qué es un contrato por diferencias?

Un contrato por diferencias (CFD) es un acuerdo realizado en la negociación de derivados financieros donde las diferencias en la liquidación entre los precios de apertura y cierre de las operaciones se liquidan en efectivo, es decir, no hay entrega de bienes físicos o valores con CFDs. Los contratos por diferencias son una estrategia comercial avanzada que es utilizada por operadores experimentados y no está permitida en algunos países como los Estados Unidos.

 

 

Derivados financieros; ¿Qué es un contrato por diferencias?

 

Los CFD permiten a los traders comercializar con el movimiento de precios de los valores y derivados. Los derivados son inversiones financieras que se derivan de un activo subyacente. Esencialmente, los inversionistas utilizan los CFD para hacer especulación del movimiento en cuanto a si el precio del activo subyacente o la acción aumentará o disminuirá. Los operadores de CFD pueden especular a que el precio suba o baje. Los operadores que esperan un movimiento ascendente en el precio comprarán el CFD, mientras que los que ven el movimiento descendente opuesto venderán una posición de apertura.

 

La diferencia neta entre el precio de compra y el precio de venta se compensan. La diferencia neta que representa la ganancia o pérdida de las operaciones se liquida a través de la cuenta de corretaje del inversionista. A la inversa, si un trader cree que el precio de un valor disminuirá, puede colocar una posición de venta inicial. Para cerrar la posición deben comprar una compensación de mercado. Nuevamente, la diferencia neta de la ganancia o pérdida es el pago en efectivo a través de su cuenta.

 

Características

 

  • Un contrato por diferencias (CFD) es un acuerdo realizado en operaciones de derivados financieros por el cual las diferencias en la liquidación entre las operaciones abiertas y de cierre se liquidan en efectivo.
  • Los CFD permiten a los inversionistas intercambiar el movimiento de los precios de muchos valores, incluidos los fondos negociados en bolsa, mercado Forex (divisas), índices bursátiles y los futuros de materias primas.
  • Los CFD utilizan apalancamiento o margen, lo que permite a los inversionistas poner un pequeño porcentaje de la operación.

 

Transacciones en CDFs

 

Los contratos por diferencias se pueden utilizar para negociar muchos activos y valores, incluidos los fondos cotizados en bolsa (ETF). Los traders también utilizarán estos productos para especular sobre los movimientos de precios en los contratos de futuros de productos básicos (commodities), como los del petróleo crudo y el maíz. Los contratos de futuros son acuerdos estandarizados o contratos con obligaciones de comprar o vender un activo en particular a un precio preestablecido con una fecha de vencimiento futura.

 

Si bien los CFD permiten a los inversionistas intercambiar los movimientos de los precios de los futuros, no son contratos de futuros por sí mismos. Los CFD no tienen fechas de vencimiento que contengan precios preestablecidos, pero se negocian como otros valores con precios de compra y venta. Los CFD se negocian fuera de mercado (OTC) a través de una red de corredores que organizan la demanda y la oferta de mercado para los CFD y hacen los precios en consecuencia, en otras palabras, los CFD no se negocian en las principales bolsas, como la Bolsa de Nueva York (NYSE). El CFD es un contrato negociable entre un cliente y el intermediario, que intercambian la diferencia en el precio inicial de la operación y su valor cuando la operación se desenvuelve o se revierte.

 

Ventajas de un CFD

 

  • Los CFDs brindan a los operadores todos los beneficios y riesgos de poseer un activo financiero sin tener que poseerlo o tener que asumir cualquier entrega física del activo.
  • Los CFD se negocian en un margen, lo que significa que el corredor permite a los inversionistas pedir dinero prestado para aumentar el apalancamiento o el tamaño de la posición para ganar ampliamente. Los corredores requerirán que los inversionistas mantengan saldos de cuentas específicos antes de permitir este tipo de transacción.
  • El comercio en los CFD de margen generalmente proporciona un apalancamiento mayor que el comercio tradicional. El apalancamiento estándar en el mercado de CFD puede ser tan bajo como un requisito de margen del 2% y tan alto como un margen de 20%. Los requisitos de menor margen significan menos desembolso de capital y mayores retornos potenciales para el operador.
  • Por lo general, menos reglas y regulaciones rodean el mercado de CFD en comparación con los intercambios estándar. Como resultado, los CFD pueden tener menores requisitos de capital o efectivo requerido en una cuenta de corretaje. A menudo, los operadores pueden abrir una cuenta por tan solo $ 1,000 con un corredor. Además, dado que los CFD son un reflejo de las acciones corporativas que tienen lugar, el propietario de un CFD puede recibir dividendos en efectivo que aumentan el retorno de la inversión del operador. La mayoría de los corredores de CFD ofrecen productos en los principales mercados del mundo. Los traders tienen fácil acceso a cualquier mercado que esté abierto desde la plataforma del corredor.
  • Los CFD permiten a los inversionistas tomar fácilmente una posición larga o corta, o lo que es igual, una posición de compra y venta. El mercado de CFD normalmente no tiene reglas de venta corta. Además, se cobran pocas o ninguna tarifa por negociar un CFD. Los corredores obtienen dinero del inversionista pagando el margen, lo que significa que el comerciante paga el precio de venta al comprar, y toma el precio de oferta cuando vende o hace un corto.

 

Desventajas de un CFD

 

  • Si el activo subyacente experimenta una volatilidad extrema o fluctuaciones en los precios, el margen en los precios de oferta y demanda puede ser significativo. Pagar un gran margen en las entradas y salidas evita que se beneficien de pequeños movimientos en los CFD, lo que reduce el número de operaciones ganadoras y aumenta las pérdidas.
  • Dado que la industria de CFD no está altamente regulada, la credibilidad del corredor se basa en su reputación y viabilidad financiera. Como resultado, los CFD no están disponibles en los Estados Unidos.
  • Dado que los CFD se negocian utilizando el apalancamiento, los inversionistas que tienen una posición perdedora pueden obtener una llamada de margen de su corredor, lo que requiere que se depositen fondos adicionales para equilibrar la posición perdedora. Aunque el apalancamiento puede amplificar las ganancias con los CFD, el apalancamiento también puede aumentar las pérdidas y los operadores corren el riesgo de perder el 100% de su inversión. Además, si se toma dinero prestado de un corredor para negociar, se le cobrará una tasa de interés diaria.

 

Ejemplo de un CFD

 

Un inversionista desea comprar un CFD en el SPDR S&P 500  (SPY), que es un fondo de intercambio que rastrea el índice S&P 500. El corredor requiere un 5% de descuento para la operación. El inversionista compra 100 acciones del SPY por $ 250 por acción para una posición de $ 25,000, por lo que inicialmente se paga al corredor el 5% o $ 1,250. Dos meses más tarde, el SPY cotiza a $ 300 por acción, y el operador sale de la posición con una ganancia de $ 50 por acción o $ 5,000 en total (50 x 100 = 5,000). El CFD se liquida en efectivo mediante el cual la posición inicial de $ 25,000 y la posición de cierre de $ 30,000 ($ 300 * 100 acciones) se compensan y la ganancia de $ 5,000 se acredita a la cuenta del inversionista.

[MANUAL] Manual de trading para principiantes

¿Buscas mejorar tu formación? Descarga de forma gratuita el manual para aprender a hacer movimientos en el mercado financiero, incluso si nunca ha operado.

Descargar ahora