Rankia Argentina
Acceder
¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Blog Cómo comenzar a invertir en bolsa
Guía básica y formación para principiantes en inversiones y mercados accionarios
Mejora tu formación y conoce a los expertos de la industria

Conceptos básicos de riesgos

Los conceptos básicos de riesgos, son indispensables para gestionar un portafolio de inversión. Su utilidad para cualquier tipo de cartera de valores es el pilar la construcción de una inversión que nos dará pocos dolores de cabeza, además es un tema que es parte del temario de la certificación AMIB.

Conceptos básicos de riesgo

 

Conceptos básicos de riesgos

 

Media.

 

Esta medida es utilizada comúnmente  como  la tendencia central de una variable, la cual puede ser calculada a partir de una muestra o para una población completa. 

 

 

Varianza.

 

La varianza es la medición de la extensión a la cual se dispersa una variable aleatoria (o estadística) alrededor de su media. En activos financieros, se utiliza como antecedente para definir la volatilidad.

 

La siguiente formula es utilizable:

 

𝜎2 = ∫∞ (𝑥𝑖 − 𝑥̅)2𝑓(𝑥)𝑑𝑥

 

𝜎2= Varianza poblacional.

𝑥̅ = Media.

𝑥𝑖 = Observación muestral individual i de la variable x.

𝑓(𝑥) = Función de densidad de probabilidad.

 

De esta forma, es una medida de dispersión alrededor del centro de una distribución de probabilidad, o sea, alrededor de la media.

 

 

Desviación Estándar.

 

La desviación estándar es la utilidad de la varianza, constituye un parámetro para establecer comparaciones entre dos distribuciones distintas, pero al considerar una única distribución, su interpretación es más complicada, dado que se partió del cuadrado de las desviaciones a la media. La forma de resolverlo es obteniendo la raíz cuadrada de la varianza, con el fin de regresar al parámetro inicial, de esta forma se obtiene la desviación estándar.

 

 

Covarianza.

 

Medida del grado en que dos variables están linealmente relacionadas. De esta forma la covarianza puede ser negativa o positiva, lo que implica  una interrelación inversa o directa, respectivamente. Mientras menor sea el valor absoluto de la covarianza, menor es la fuerza de interrelación entre ambas variables.

 

 

Correlación.

 

Al estimar la covarianza, existe la dificultad de interpretar la magnitud resultante, la alternativa que se ocupa es estandarizar la covarianza a través del cuadrado de las desviaciones de cada variable. El coeficiente determinado, también conocido como coeficiente de correlación, delimita por lo tanto los valores estandarizados de la covarianza a un rango entre -1 y +1. Este coeficiente de correlación entre dos variables, también se interpreta como el cociente de dividir la covarianza de ambas variables, entre el producto de las desviaciones de cada variable. El riesgo de un portafolio depende, entre otros factores, de la correlación entre sus activos.

 

Si la correlación es positiva, los activos del portafolio se desplazan simultáneamente tanto a favor como en contra, por lo que los rendimientos fluctúan sobre márgenes más amplios y, por lo tanto, el riesgo del portafolio será mayor.

 

Si la correlación es negativa, uno de los activos perderá mientras el otro gana y viceversa, por lo que los rendimientos del portafolio fluctuarán en márgenes menores incluso a los de la fluctuación de cada uno de los activos por separado, disminuyendo por tanto el riesgo del portafolio.

 

Si los rendimientos de los activos del portafolio están independientemente correlacionados entre sí, se comportarán algunas ocasiones en forma opuesta y algunas otras en forma paralela, por lo que los rendimientos del portafolio fluctuarán en rangos moderados, sin incrementar ni reducir significativamente el riesgo del portafolio.

 

[MANUAL] Manual de trading para principiantes

¿Buscas mejorar tu formación? Descarga de forma gratuita el manual para aprender a hacer movimientos en el mercado financiero, incluso si nunca ha operado.

Descargar ahora