¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Cómo comenzar a invertir en bolsa
Guía básica y formación para principiantes en inversiones y mercados accionarios
Mejora tu formación y conoce a los expertos de la industria

El crack del 29, el inicio de La Gran Depresión

El crack bursátil de 1929 generó un escenario de pánico, angustia e incertidumbre dando paso a  la crisis financiera que derrumbaría a la gran economía estadounidense de los años 20´s, y  que además terminaría con la estabilidad de muchos mercados a nivel mundial.

 

CRACK 1929

 

 

El crack del 29, el inicio de La Gran Depresión.

 

Para comprender mejor el llamado Crack del 29 debemos recordar que el termino de la primera guerra mundial le brindo a Estados Unidos la oportunidad de ser el mayor proveedor de  productos alimenticios, industriales y materias primas hacia la zona euro, lo que provoco una sobreproducción, ya que debido a los estragos de la guerra, en Europa no había quien comprara dichos productos.

 

Para financiar la guerra el Estado creo los llamados “Bonos Libertad”, que podían ser comprados por los ciudadanos, y de esta manera el Estado les devolvía el precio de dicho bono más  un interés.

Fue así como los banqueros vieron una gran oportunidad para comenzar a emitir bonos o acciones frente a un notorio interés de invertir y ahorrar por parte de los ciudadanos americanos. Charles Mitchell, presidente del National City Bank propago la idea de invertir en bonos, pues decía que, además de ser inversiones con poco riesgo esta era una manera rápida de llegar al tan anhelado sueño americano.

 

Los bancos comenzaron rápidamente a emitir bonos y otros productos, por primera vez se escucho la frase “compre ahora y pague después”; de este modo cualquier persona sin importar su estatus social podía tener acceso al crédito y endeudarse.

 

La Reserva Federal tomo la decisión de bajar los tipos de interés, los más bajos desde hace mucho tiempo, lo que hacia crecer una burbuja inflacionaria invisible. Así fue como todo el mundo quería invertir en la bolsa, pues el mercado especulativo estaba al alcance de cualquiera. Además se creo la venta de acciones a crédito, es decir, si la gente deseaba adquirir acciones pero no contaba con el dinero,  podían solicitar un crédito con un tipo de interés muy bajo.

 

En ese momento la demanda aumentaba de manera exponencial; aumento la codicia y el precio de las acciones subía indiscriminadamente. El exceso de demanda provoco que los valores crecieran sin control, las acciones se comenzaron a inflar y el mercado se calentó, creando una de las burbujas financieras más importantes de la historia.

 

La burbuja se presentó debido a un enorme exceso de confianza por parte de los ciudadanos estadounidenses, presentándose el famoso “Jueves negro”, un 24 de Octubre de 1929 se pusieron en venta unos trece millones de acciones que no encontraron comprador, debido a que la bolsa tuvo un desplome de un 7%.

 

Los inversionistas Thomas W. Lamont, Albert H. Wiggin y Richard Whitney inyectaron sumas millonarias para generar confianza y el precio de los valores se volviera a subir; todo parecía ir bien, se presentó un pequeño rebote el viernes y lunes siguiente.

 

Así fue como llego el “Martes negro”, 29 de Octubre de 1929, el índice de la bolsa descendió históricamente hasta Enero del año siguiente. Las consecuencias fueron catastróficas, los bancos tuvieron que cerrar debido al alto apalancamiento que había, ya que no consiguieron cobrar los créditos que habían otorgado a sus clientes, millones de ciudadanos pierden sus ahorros en esos mismos bancos, miles de fábricas cerraron y la crisis se expandió por Europa, Sudamérica y Australia.

 

 

 

 

¡Descubre cómo ganar dinero extra!

Hazte socio de City Credit Capital Regulado por la FCA y con protección de capital hasta 50,000 libras otorgado por la FSCC, podrás operar en forex y CFDs haciendo uso de las plataformas MarketsTrader y Meta Trader 4.

Más información aquí