¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.

Las cosas de Adan Esmit

Lucubraciones de un ciudadano español, que no entiende de aficiones políticas. Sólo de hechos y resultados

Las cosas más leídas

Os resumo estos artículos, que han sido los más leídos, para esos ratos que no hacemos nada (¡lo mejor!) en este mes de Agosto. ¡FELICES VACACIONES! (Pincha sobre el título, lee y opina..si te parece oportuno.)




LA NIÑA QUE NO VE SU MUÑECA

 Narración de una experiencia de mi abuelo Fulgencio, en las navidades de 1928, al ver a una niña ciega abrir su regalo de Pascua. ¡Conmovedor!








OBAMA VS CODICIA

 El intento del presidente Obama para poner orden en los mercados financieros. ¿Lo conseguirá?









Leer más

Sí,...podemos.

 
A poco más de 48 horas de proclamarnos campeones del mundo de selecciones nacionales, si la selección holandesa no lo impide, que espero que no, este acontecimiento se sumará a otros muchos éxitos deportivos que en los últimos tiempos acompañan al deporte español, desde el tenis al automovilismo, pasando por el baloncesto, la natación, el balonmano, el ciclismo, etc.
 
 
 
 
Este triunfo del deporte español, que se va acentuando en los últimos veinte años, se debe fundamentalmente al progreso que ha tenido nuestro país desde la mitad de la década de los 70. Progreso en el orden político, social, económico y consecuentemente deportivo.
 
La proliferación y mejora de las instalaciones deportivas, de la cultura y de la educación, de los medios de comunicación sociales con su difusión de los grandes acontecimientos y nuestras ganas de formar parte de la élite deportiva mundial, han conseguido ver realizado nuestro sueño.   Leer más

El crecimiento y la ortodoxia económica

Después de este semestre tan convulso, con la amenaza de impago de las deudas soberanas de algunos países del sur de Europa -entre ellos España-, reformas fiscales y laborales de extrema dureza, manifestaciones y huelgas con mayor o menor éxito, nuevos desplomes de las bolsas internacionales, una fuerte devaluación del euro y alguna que otra cosa más, aparecen nuevas incertidumbres, algunas tan incipientes que apenas nos damos cuenta, como el constante crecimiento en milésimas del euribor, que anticipa el incremento de los tipos de interés nominales, en un futuro no muy lejano.
Hay que tener en cuenta, que la crisis actual se desencadena cuando durante 2008, hay un intento de retomar el aumento de los tipos de interés oficiales, sin considerar que la importante deuda asumida por familias y empresas, podría ser simple y llanamente inasumible.
Ahora, este nuevo intento, tras la intervención esperada de los estados y bancos centrales, inyectando liquidez al sistema, o sea poniendo en marcha la máquina de los billetes, parece ser definitivo. Este repunte de los tipos puede ser la señal del fin de la crisis y el comienzo de un nuevo ciclo con nuevos fundamentos.
Entre 1996 y 2007, se pusieron en evidencia una serie de dogmas económicos, que nos habían acompañado hasta entonces. Durante esa década, convivieron bajos tipos de interés con baja inflación y tasas notables de crecimiento del empleo. Algo poco académico e inédito hasta entonces.
Hoy en día, algunas de las medidas que se han tomado y se están tomando, pueden perjudicar el crecimiento.
¡Ya estamos otra vez acojonados! ¿Si no hay crecimiento, como vamos a salir de esta?
El mensaje se las trae. Los voceros  ya se encargan de airearlo a los cuatro vientos: el crecimiento está en peligro.
Y yo entonces me pregunto ¿es necesario el crecimiento para tener una economía eficiente y sostenible? ¿No tiene límites el crecimiento en economías muy desarrolladas? ¿Es infinita la capacidad de crecer?
Lo que se trata ahora es de que nos conformemos con los nuevos tiempos: tasa de paro alta, salarios congelados y a la baja, más impuestos y en definitiva a pagar entre todos el despilfarro económico que se ha producido en beneficio de los mercados, “esos señores con mucho poder”, según los definía hace poco el presidente de un gran banco español e internacional. ¿Tremendo, no?
¡Feliz Verano! (si nos dejan)
  Leer más

¿Qué le pasa a las bolsas?

Son tantas las cosas dignas de comentar - reforma laboral, ajustes para salir de la crisis, elecciones anticipadas, etc..- que no sabía que escribir y así poder dar salida a toda la energía  que acumulo, ante tanta desfachatez, opiniones interesadas, improvisación y falta de rigor. Por lo que prefiero, dedicar este artículo, a la evolución de las bolsas internacionales, que a pesar de la manipulación a que se ven sometidas, siempre reflejan el estado de la situación futura con una antelación más que aceptable.
 
Muchos son los llamados análistas - estrategas diría yo mejor - que también politizados en sus opiniones, nos hacen ver una inminente debacle. La palabra "japonización" no se les cae de la boca. Buscan en los antecedentes de la bolsa japonesa, allá en el año 90, el patrón de lo que ocurrirá en el llamado mundo occidental, Europa y EE.UU. No faltan también "afamados" economistas - Roubini o Niño Becerra- que anuncian inminentes catastrofes en el sistema económico mundial. Afortunadamente otros, como Tamames, no ven la situación actual, más que como un ciclo dentro de la coyuntura histórica, que si bien presenta defectos, estos se pueden corregir. Como se viene haciendo desde el principio de los siglos, amén.
Si observamos la estructura de precios mensual del índice Nikkei 225 desde 1984, podemos ver como en poco más de 6 años, pasa  de 7.000 a más de 39.000 puntos, o sea un crecimiento superior al 500%. Actualmente, con un valor de casi 10.000 puntos, su crecimiento en 26 años es de poco más del 40 %.
 

Esta estructura de precios, no lo presenta ninguna de los otros índices bursátiles relevantes - DJIA, DAX, IBEX 35, CAC 40 - o de economías emergentes como Brasil - BOVESPA- o China - HANG SENG-.
 
Todos estos índices, conservan una estructura alcista de largo plazo. Sólo, el índice Dow Jones, ha dibujado una directriz desde 1998, de mínimos decrecientes, que no se ven en ninguno de los otros índices analizados. Aunque hoy por hoy, mientras no se demuestre lo contrario, la tendencia principal sigue siendo alcista. Leer más

Por un capitalismo...sostenible

El capitalismo, sistema que rige en el mundo occidental desde hace muchos años, es como la democracia que conocemos, el sistema menos malo. Pero ello no quiere decir que se acepten todas las respuestas como válidas o acertadas. Para mí, la mayor grandeza del capitalismo está en el incentivo de la competencia. Que por su propia naturaleza, establece en la relación de los factores de producción. El fracaso de otros sistemas, buenos en sus intenciones, se propició a través del intento de considerar que todas las personas respondemos de la misma forma ante unos determinados estímulos. El error en esta apreciación, junto con la falta de principios de los responsables de poner en práctica estos sistemas, acabaron por demostrar su ineficacia y dificultad en su implantación. Y consecuentemente, su fracaso.   Leer más

5 tascas...... encantadoras

Los que vivimos en Madrid y los que no también, sabemos que la capital es un lugar rico en gastronomía. Cuenta con numerosos establecimientos dedicados a la restauración. Sólo hace falta ver cualquier guía al efecto, para descubrir miles de bares y restaurantes. Algunos con fama internacional. Otros, menos pretenciosos pero no por ello peores, se conforman con el interés local. El "boca a boca" es su mejor publicidad. Quiero destacar hoy, cinco tascas a la vieja usanza, dónde el comer se convierte también en un verdadero placer. Y el bolsillo no se resiente en.... exceso. El servicio de todos ellos es más que aceptable y la calidad de sus platos roza con la delicia.
 

En primer lugar, como soy paellero, destacaré el restaurante Samm, en la calle Carlos Caamaño 3 (tef.  91 345 30 74). Sus arroces son una maravilla. Cocinados con el sabor y el saber de una familia valenciana, afincada en Madrid hace muchos años. Dificil decantarse por un arroz u otro, todos son exquisitos. Senyoret, una estupenda paella dónde el arroz es la estrella, con ese socarret inigualable. Apenas tres granos forman la capa de arroz, con lo que se consigue una coción perfecta y homogénea. Se puede acompañar el arroz con una maravillosa ensaladilla, calamares a la plancha y/o unas gambas rojas del Mediterráneo -Denia, Palamós-. Otro arroz estrella, es el arroz de la abuela. Un arroz con garbanzos, chorizo, carne, morcilla, terminado en el horno para gratinar su superficie. Más que exquisito, pero se recomienda tener libre la tarde para una buena digestión. Imprescindible reservar.

Leer más

El periodismo dependiente o la propaganda política

Día a día podemos comprobar en los medios de comunicación una opinión pertinaz e inamovible. Da lo mismo lo que se haga o se diga. Los partidarios de uno, lo alaban y los del otro lo critican y…..viceversa. No hay líneas de opinión objetivas, desinteresadas, ecuánimes, realmente informativas. Y si existen, son escasas, de poco eco.
Viene esto a cuento este mes, por el diferente trato de la noticia sobre los presuntos y gravisimos delitos de corrupción de un ex-ministro de España y ex-presidente de  la Comunidad Autónoma Balear.
Es como un partido de futbol entre dos eternos rivales, dónde las aficiones de uno u otro equipo no ven más allá de lo que desean ver.
Cierto es, que cuando leo un periódico, escucho una emisora de radio o veo un programa de televisión, antes de empezar, intuyo como van a tratar una noticia o incluso si "pasarán de puntillas" sobre la misma.
Lo peor de todo, es que quien dirige el determinado medio, se cree que está haciendo periodismo. ¡Que banalidad! ¡Se están cargando el periodismo!. Eso, si no se lo han cargado ya.
La política, invade las redacciones y crea estados de opinión. Cada vez se venden menos periódicos. Entonces, nos bombardean con periódicos de difusión gratuita. Ya no saben que hacer para vender, la rentabilidad corriente de sus empresas es menguante. Y eso que un periódico cuesta hoy más de 1 euro (entre doscientas y trescientas de las antiguas pesetas). Te regalan películas, televisores, carros de compra, relojes, revistas, teléfonos, ¡yo qué sé! Todo para intoxicarte con sus interesadas opiniones. Y el negocio cada vez peor. Hay hasta quién tiene hipotecados los terrenos dónde se asientan sus rotativas. ¿Hay quién dé más? No, lo importante es seguir realizando la propaganda de quién realmente los sostiene.   Leer más

La reforma laboral o el cuento de nunca acabar

Siempre que hay una crisis, sale el tema de la reforma laboral. Esto ya es síntoma inequívoco de que no se quieren hacer las verdaderas reformas que necesita nuestro actual y viejo sistema. Con las crisis como telón de fondo, asustado el personal, se aprovecha para dar otra vuelta de tuerca hacia el capitalismo más salvaje. Yo me pregunto: ¿Cuándo todo aparentemente va bien, no sería mejor momento para las reformas y así estas servirían también para reducir el riesgo de los ciclos? Pues todo parece apuntar a que no. El mejor momento es cuando todos estamos acojonados y rezando para no perder nuestro puesto de trabajo. Ello me hace entonces pensar, que algo no marcha bien.
La C.E.O.E. esta vez está representada por un empresario, que ha sufrido la crisis en primera persona. No ha dudado en dejar de pagar a sus empleados, en abonarles los meses que les debía con un talón sin fondos, en vender billetes de aviones que no iban a despegar o en distraer las garantías de un préstamo, o sea la antítesis de un empresario serio y responsable. Encima además, se le pillaron unas declaraciones a micrófono abierto en las que culpaba al presidente Sr.  Rodríguez Zapatero de la crisis, cuando hasta el más tonto de la clase sabe que este tipo de crisis son previstas, preparadas e importadas ("No aprendemos") y que lo único que pasa en España es que sus efectos se multiplican debido a nuestra peculiar forma de ser. Por lo que el ínclito representante carece de las dos cualidades imprescindibles para ser tal. Primero ser un empresario modélico, ejemplar, relevante, respetado y segundo, tener buenas relaciones sociales (léase no tener muchos enemigos).
Los Sindicatos, CC.OO y UGT, casi únicos -¿y oficiales?- que representan a la clase trabajadora, llevan años instalados en la comodidad y la buena vida. Yo creo que encantados de conocerse y de ser conocidos.
Si de verdad se quisiera mejorar el sistema -la reforma laboral, sería solo una parte- lo primero que había que hacer es dejar al margen los intereses electorales y espurios. Con esta premisa, se podría ya entrar en el fondo de la cuestión.
Entonces, todo pasa por gestionar bien. Qué fácil y sencillo, ¿no?. Aumentar los ingresos y disminuir los gastos será el objetivo. Siempre sin perder de vista el bien común y la solidaridad.
¿Cómo podemos aumentar los ingresos y disminuir los gastos?. Pues con sentido común, yo establecería las siguientes vías:
1. Aumento de las cotizaciones sociales de forma progresiva, al igual que el IRPF, no puede ser que el establecimiento de bases máximas haga tabla rasa. Más gano,  más contribuyo.
2. Revisión de la política fiscal, de empresarios y autónomos. Hay que acabar o minimizar el fraude.
3. Ligar la evolución de los salarios a la obtención de beneficios de las empresas, no del IPC. Así los mejores ganarán más. Hay que acabar con el pensamiento de muchos españoles de que el que trabaja es un primo o dicho de otra manera "que trabajen los tontos". Un eminente científico, Santiago Grisolía, en un magnífico artículo así nos lo hace ver.
4. Cobro por prestación de servicios sanitarios en función de la renta familiar disponible y del tipo de servicio (Asistencia primaria, especializada, intervenciones quirúrgicas, etc.). La sanidad pública no puede ni debe seguir siendo gratis total, salvo en los casos que se determinasen por cuestiones objetivas (por ejemplo; niños y niñas menores de 12 años, personas con enfermedades críticas o crónicas, accidentados, etc.)
5. Cobro por servicios de educación desde los primeros años. También teniendo en cuenta la renta familiar disponible, lógicamente. Muchos españoles podemos y debemos contribuir directamente a la educación y formación de nuestros hijos.
6. Plan de reducción, a 10 ó 15 años vista, de la estructura funcionarial de la Administración del Estado, Autonómica y Local. Hay muchos funcionarios.
7. Retribución a los funcionarios de acuerdo con las responsabilidades de su puesto. Hay que atajar la corrupción. No se deben de controlar presupuestos millonarios, con sueldos irrisorios.
8. Jubilación voluntaria a partir de 55 años y obligatoria a los 70 años. (Se crearían las tablas, mínimos y máximos correspondientes para establecer las pensiones, así como la excepcionalidad de algunos empleos-construcción, minería, pesca, agricultura, etc.- que requerirían un tratamiento diferenciado).
9. Revisar la política de contratos laborales y de prestación por desempleo. Para evitar también fraudes asociados al actual sistema. Que el sistema no incentive la picaresca.
10. Endurecimiento del código penal, para atajar la corrupción y el enriquecimiento ilícito. Haciendo especial énfasis en la especulación del suelo, los planes generales de ordenación urbana, los contratos de servicios, suministros y obras de las AA.PP. y el tráfico de influencias. Así como la vigilancia extrema de los productos derivados de inversión de los mercados de valores.
Sinceramente, creo que con estas medidas daríamos un gran paso en la mejora de la economía y consecuentemente en el bienestar social.
La aplicación de estas medidas, están obviamente en contraposición de las que a los que se hacen llamar “empresarios”, les gustarían y que son:
1º REBAJAS DE LAS COTIZACIONES DE LA SEGURIDAD SOCIAL
2º REBAJA DEL IMPUESTO SOBRE BENEFICIOS
3º REBAJA SALARIAL
4º DESPIDO LIBRE
5º LÍNEAS DE CRÉDITO A TIPO 0% PARA EMPRESAS EN APUROS
6º NO INTERVENCIÓN JUDICIAL NI ADMINISTRATIVA EN ERE´s Y DESPIDOS
7º CONTRATOS INDEFINIDOS BONIFICADOS
 
8º EDAD DE JUBILACIÓN 52 AÑOS   Leer más

Obama vs codicia

Los bancos, son sólo la expresión externa del sistema. Sus verdaderos propietarios, no los que conocemos o salen en los medios, sólo se ven movidos por un afán capitalista, obsceno y codicioso. No hay límites a su enriquecimiento. No. O sea, si no nos dejamos engañar, la ofensiva de Obama, no es contra los bancos, sino contra la codicia y la obscenidad, asentadas en nuestro actual sistema. La respuesta, no se ha hecho esperar. No ha importado que la habitual declaración de resultados de las compañías cotizadas estén ya descontando la crisis y apunten a una mejora de la economía. Tampoco que algunas economías hayan cerrado oficialmente el periodo recesivo, destacando entre ellas la de los EE.UU con un PIB del cuarto trimestre muy superior al 5%. La bolsa, termómetro impasible de la economía, ha caido estrepitosamente, sin aviso, a raiz de las declaraciones del presidente Obama. ¿Pero que es eso de impedir el propietary trading?. La respuesta, brutal, en pocos días el retroceso de todos los índices bursátiles, ha sido notable. Asi como la fuerte apreciación del dolar frente al euro. No había causas que justificasen esto. ¡Quizás!, tan solo, que era un ajuste a la importante subida acometida desde Marzo-09, que además coincidía con el 50% del retroceso de Fibonacci de la anterior caida. Pero esto se debía de haber hecho de forma gradual y con más peso temporal. No ha sido así, por lo que queda claro, por su coincidencia en el tiempo, que es un mensaje de los poderosos al presidente Obama: "te callas y no dices más tonterías o te colapsamos el sistema, a ver como lo sacas esta vez con tu palabrería".
Una nueva recaida de las bolsas, con los actuales niveles de endeudamiento de las familias, empresas y naciones, con el alto nivel de desempleo alcanzado, junto con unos tipos de interés oficiales cercanos al 0%, podría convertirse en un auténtico descalabro del actual sistema, con implicaciones de tal calado que sería imposible describir el escenario.
Ese es el gran reto, ¿habrá Obama leido y entendido el mensaje, recapacitará y buscará caminos más largos para mejorar el sistema o de lo contrario responderá contundentemente con medidas y leyes acordes con su anuncio?. Por el bien de todos, incluido él, espero que no adopte una política de confrontación con los poderosos y que la paciencia y los objetivos a largo plazo sean su referente.
La sociedad en su conjunto, a lo largo de la historia, ha evolucionado con pasos pequeños. Cuando ha tratado de romper de forma brusca con la realidad, los resultados inmediatos fueron catastróficos. No caigamos otra vez en el error.
  Leer más

Autor del blog

  • Adan esmit

    Las Cosas de Adan Esmit "Lucubraciones de un ciudadano español, que no entiende de aficiones políticas. Sólo de hechos y resultados"

Envía tu consulta